BUENAS PRÁCTICAS DCC


Cómo manejar una operación con Conversión de Divisa

¿Qué es DCC?

DCC

Es un servicio que permite al cliente extranjero pagar en su divisa de origen. De esta forma el cliente sabe exactamente lo que se le va a cargar en su extracto. 

El terminal detecta la tarjeta extrajera al pasarla y se desencadena automáticamente la oferta de DCC, proporcionando información sobre las condiciones, que deberán ser revisadas por el cliente para su aceptación.

¿Qué tengo que hacer?

Una vez que el terminal detecta una tarjeta extranjera, la pantalla mostrará el importe exacto en la moneda del titular de la tarjeta y en euros, dando opción a elegir.

En este momento, se debe pasar el TPV al cliente para que él mismo haga su selección, después de revisar la información que aparece en pantalla. 

El cliente elige la moneda de pago, pulsando la tecla correspondiente y el terminal finaliza la operación. 

Se entrega al cliente el ticket correspondiente (Customer Copy).

¿Qué tengo que tener en cuenta?

Las pantallas de algunos terminales no tienen espacio suficiente para mostrar toda la información a la vez y puede ser necesario pulsar alguna tecla para desplegar el resto, habrá que indicar en ese caso al cliente cómo proceder. O si lo prefieres, contacta con nosotros para que te cambiemos el terminal. 

Hay que asegurarse siempre de que el cliente recibe el ticket correcto, el que contiene toda la información de la operación y no la copia del comercio. 

En el caso de operaciones DCC, los tickets del TPV tienen más información de lo habitual y una declaración de aceptación de conversión de moneda que es importante que reciba el cliente. 

Si se hace una operación DCC sin contacto, por debajo de 50 €, aplicará todo el proceso antes descrito y se entregará al cliente el ticket correspondiente.