¿Cómo se manejan los Millennials en el nuevo entorno?

En los últimos años, el abanico de opciones para efectuar transacciones ha variado y se ha ampliado sustancialmente. No solamente han aumentado las posibilidades con las tarjetas de crédito y débito, sino que también el pago móvil ha empezado a hacerse un hueco interesante en el sector. Mientras esto ocurre, la generación millennial ha ido lanzándose al mercado de consumo adquiriendo unos hábitos de pago que van a modelar la industria en las próximas décadas.

En la actualidad, son pocos los millennials que cuentan con tarjetas de crédito, al menos en comparación con las generaciones anteriores, según un informe de Due.com. Se resisten a ser propietarios de un plástico, ya que estos nativos digitales utilizan su teléfono smartphone para todo, por lo que la adopción del pago móvil para ellos es un proceso inherente y natural.

Ante esta evidencia, y porque los millennials esperan de la industria de los pagos algo más que las generaciones anteriores, comerciantes y entidades de pago como UniversalPay debemos trabajar juntos y aunar sinergias para buscar nuevos alicientes y mayores posibilidades que fomenten las transacciones con tarjeta… prueba de este esfuerzo conjunto son la creación de plataformas de pago alternativos como Google, Apple, Amazon, PayPal, entre otras.

Y la clave, ahora, está en la seguridad. Casi todos los millennials tienen teléfonos inteligentes y todos ellos utilizan las redes sociales como forma para comunicarse. Es su forma de vida y, por ende, su forma favorita de pago. Así lo creen los expertos en la materia, que consideran que las plataformas de pago móvil serán el futuro de la industria en el procesamiento de pagos. Por poner un ejemplo, según Qualtrics, los millennials tienen 16 veces más de probabilidades de usar Apple Pay y Android Pay que la generación del Baby Boom, y también son seis veces más propensos a utilizar apps de transferencia de dinero como Venmo que la generación X y los Baby Boomers juntos.

Ante este panorama, los comercios tienen que apostar por la interoperabilidad en sus TPV y por los pagos móviles, solo así harán las transacciones más seguras y conectarán con los consumidores más jóvenes. Todo ello es vital para favorecer que los procesos de pago culminen con éxito y fomentar las compras en cualquier punto de venta, físico y digital, en un futuro cercano.

¿Te ha gustado esta entrada? ¡No dudes en compartirlo!



Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies